Entradas

Mostrando entradas de junio, 2013
Con tus manos entrelazadas con las mías, siento como tu respiración quema mi piel; como tus labios se funden en un beso con mi boca y yo... yo como tonto espero dar un respiro para recuperar el aliento que se me ha escapado en ese suspiro.

Esquizofrenia

Cómo cada noche, la oscuridad llegó a mí; como cada noche, la soledad se hizo presente y se adentro en lo más profundo de mi casa. Ruidos y figuras se mueven por cada esquina, esperando que llegue su momento.Como cada noche, el miedo se hizo presente en cada uno de mis pasos y el tiempo se hizo más longevo. Como cada noche, mi esquizofrenia te escucha diciendo: "no temas, ahora yo estoy aquí para hacerte compañía. No estás solo, a partir de hoy, nos tenemos el uno al otro".Y como cada noche, tu voz me lleva al mundo de las maravillas, en donde yo... puedo dormir.

El ramo sobre la mesa

Sobre la mesa con el mantel blanco, amarillo por el paso del tiempo, descansan en silencio las que una vez fueron libres.
Libres de bailar con el viento, libres de mover sus pétalos, libres de dejar posar a cualquiera.
Ahora su vista cae en las figuras rojas que descansan en la mesa, esperando ser tomadas, aunque a estas alturas, muy poco ya se puede esperar.
El tiempo no sólo ha matado ilusiones y quitado libertad, también comienza a llevarse la vida de esas manzanas a las cuales el ramo de rosas ahora ve agonizar.
A falta de la fuerza que haga que las manzanas sean usadas para el fin con el que fueron traídas, las rosas han dejado marchar sus vidas.
En este gesto solitario, el mantel se está llenando de pétalos olorosos y figuras amorfas de fruta podrida.

Grandes ilusiones

Parado en el mismo lugar, con el rocío del alba mojando mi pelo, saludo al amanecer, mientras me despido a lo lejos.Esperaba que vinieras, pero en medio de un huracán, la calma no está.Tanto tiempo aquí parado, viendo como nuestro ciclo ha pasado a la inmortalidad...
para ser recordado como un sueño mal hecho.

Con olor a lluvia

Sin pensar en lo que trae el viento, ese aroma llegó; cada gota de agua, su vída entre las hojas ha dejado, liberando el espíritu que ahora se ha fusionado con el olor que entra por mi ventana.

Ceguera

Si me quedara ciego, ¿cuál sería el comienzo de esta nueva historia? Cómo no querer llorar por lo perdido, si el sonido de los pájaros traerá consigo el recuerdo del verde de los árboles; el sonido del viento me estampará en la cara las nubes de algodón que surcan los cielos, pero sobre todo,  el calor de los rayos del sol me recordarán lo rojo que puede ser un atardecer.Si me quedara ciego, ¿guiarías mis pasos al calor de tus manos?, ¿arroparías mi soledad con el calor de tus brazos?, ¿me describirías al mundo con tus labios tersos?Si perdiera la vista,  me esforzaría por encontrar el sentido de orientación, para así poder llegar a tu cuerpo y recordar como brillan las estrellas en el cielo.

Barra de chocolate

Grande es el sentimiento que me queda, de pensar que esperas por mí en un frío rincón. Viendo como el tiempo congela tu tiempo y como el viento petrifica tu cuerpo.Tristeza al no tenerte, al no poderte mirar. Pero grande es la alegría al saber que te voy a recuperar.Chocolate dulce, no desesperes, que en menos de lo que te imaginas, esa cálida mordida te voy a dar.

Tren de media noche

Abordando un tren sin destino; sin ningún lugar en mente. Llegar a dónde la vida me quiera llevar; apreciar las estrellas cuando mire por la ventana y dejar de hacerlo sólo para comenzar a cantar...
Con sabor a chocolate; con la dosificación perfecta de placer. Todo se puede alcanzar, todo en esta vida se puede disfrutar. Ni un minuto para llorar, ni un segundo para el arrepentimiento, porque de caídas se aprende a levantarse y de golpes bajos aprendemos a abrir los ojos.

Sentimiento nocturno

Con la noche llega la oscuridad y el silencio; con el silencio llega el sentimiento que a veces se engalana con un breve pensamiento. Todo comienza con una extraña alusión al tiempo, a un breve y mágico momento. 
Tiempo de decorar; momento de crear entornos que permitan a la mente escapar; abandonar lo cotidiano y recrear todo lo que el  subconsciente no ha dejado.En este mundo creado, tan perfecto y antagónico, donde todo fluye bajo un orden poco disperso, el cambio es cosa de un breve momento. Todo se adapta al entorno, mejorando lo que ya está hecho.Todo, menos ese frío sentimiento; ese sentimiento mordaz que es capaz de moverte el brazo y hacerte caer en un largo vacío, del cual nadie es autor, pero que te lleva por un mal trecho. Ese sentimiento no destruyó tu creación, sólo tuvo el poder de levantar tu brazo y hacerte destruir ese sueño en un breve despertar.

En la oscuridad

Se que no puedes mirar, que solo tus manos te guían en este camino en donde tus ojos no pueden penetrar. Pero sí prestas un poco más de atención, te darás cuenta que tus sentidos no están solos, que algo más guía tus movimientos en la oscuridad.   Escucha tu respiración, no es muy diferente de la mía; cada suspiro robado, te dicta el camino en donde se fundirá un beso.