Serenidad

Todo está a su máximo esplendor, el sol brilla en el horizonte, el viento sopla sobre la hierba y eleva hasta lo alto de los cielos el polen, que se cuela en mi nariz.

Con lágrimas en los ojos, me derrumbo en el suelo, esperando encontrar algo que me ayude despejarme.

Sin darme cuenta, llevo un tiempo con la mente despejada y el alma en calma...

Comentarios

Entradas populares de este blog

Espacio sideral

Colección de cuentos y secretos